Cuento corto: Running

Voy y vuelvo. Pero en realidad no volví. Me quedé con los perros y el aire fresco. Con mi yelmo puesto que me obliga a avanzar. Con las flores y el gris. Y a ti te dejé, todos pasan y a ti te dejé. Necesito dejarte. La cabeza me da vueltas y debo seguir, los pies me pesan, los huesos se quejan. Me da miedo que me miren fijo a la cara, pero estoy armada y despierta como nunca. Volví al sur y a la calma eterna, volví a Madrid y al calor pegajoso, volví a flotar en el Egeo que me abraza.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s