Cuento corto: Pie de limón

La última vez funcionó, no tiene por qué no funcionar ahora. Me repito cien veces.  Llevo media hora esperándote  y ya me duele un poco el estómago.  Corté los limones de donde  la Tita y le saqué a ella el azúcar también. Amase la harina pensando en ti, en unir lo roto, en borrar la pena, la puse cerca de mi corazón a ver si ayudaba. Cocino para lo mismo que la Violeta siembra la tierra. Espero que el olor te endulce. La Canela me mira con cara nerviosa y mueve la cola. Sonó la puerta.

Te puede interesar mi receta de pie Pie de limón: perfecto para hacer en familia

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s